INTOLERANCIA A LA LACTOSA



Las personas que sufren intolerancia a la lactosa (principal carbohidrato presente en los lácteos) no tienen suficiente cantidad de lactasa (enzima necesaria para descomponer la lactosa en glucosa y galactosa, moléculas más pequeñas para poder ser digeridas).
La actividad de la lactasa disminuye con la edad, por lo que un 75% de la población presenta intolerancia genética  a la lactosa de origen primario.

                         ¿A QUIEN VA DIRIGIDO?

-Personas con síntomas recurrentes y molestias gastrointestinales como dolor abdominal, espasmos, hinchazón, flatulencias o diarrea después de consumir productos lácteos.

-Personas que presentan cansancio, nerviosismo, alteración de la concentración o trastornos de sueño de forma regular y sin motivo aparente.

                    ¿ QUÉ NOS PERMITE ESTE TEST?

Conocer si una persona es incapaz de digerir la lactosa y prevenir problemas de salud, permitiendo evitar molestias y confusión con otras patologías.

Pide cita aquí: 964028471